Reviews

[REVIEW] Splatter: Blood Red Edition


El shooter no se mancha (de sangre).
 

A VECES TODO LO QUE QUEREMOS ES DISPARAR. Sí, claro, nos gustan los juegos con historias complejas, obstáculos desafiantes y gráficos de nueva generación. Pero de tanto en tanto, disfrutamos que nos propongan dejar el peso de nuestros dedos índices sobre los botones del gamepad (o sobre el botón izquierdo del mouse, si somos old school) y simplemente llenar de plomo a todo lo que se nos cruce.

En Splatter, la regla es clara: si se mueve, es boleta. La ciudad está infestada de zombis y es nuestra oportunidad de usar nuestro arma de balas infinitas para masacrar a esas horrendas criaturas y de paso romper mesas, sillas, televisores, mesadas, inodoros… lo material ya no importa, las casas están vacías y pisamos tierra de nadie ¿Quién nos va a reclamar por ese lavaplatos viejo que volamos a tiros?

http://www.youtube.com/watch?v=S6aPlXIiifM

Splatter es un top-down shooter hecho y derecho, y no le pidas más que eso. Por momentos me recuerda al viejo True Lies de Sega Genesis, pero con menos Schwarzenegger.

Cumple como un juego para pasar el rato gatillando y gatillando, pero carece de una identidad estética imponente como la que logra, por dar un ejemplo obvio, Hotline Miami. Eso sí, hay una clara influencia noir incluso cuando el mundo está en colores, y luego de un rato empezamos a presenciar la diversión visual de hacernos los Jackson Pollock con la sangre de nuestros enemigos reventados.

A medida que nuestra salud baja, la pantalla se irá tornando blanco, negro y rojo, perdiendo el resto de los colores en forma gradual. Esto que parece un recurso original así escrito, no funciona de forma adecuada en pantalla, reduciendo nuestra visibilidad y tornando el escenario confuso. Hay una tendencia de algunos juegos de complicarnos la existencia cuando tenemos nuestra salud baja, como si eso le diese más realismo a la experiencia. Sin embargo, lo único que logran en algunos casos es generarnos una molestia en el momento que peor podría caernos, e impidiendo que nos concentremos con éxito para sobrevivir.

Un punto a favor de Splatter son algunos momentos de la historia, donde ciertos personajes piden nuestra ayuda y tenemos que tomar una decisión al respecto ¿Le dejamos tomar un arma al tipo que acabamos de conocer? ¿Aceptamos subirnos al automóvil de un extraño? La campaña es sencilla, cortita y al pie, entre cuatro a cinco horas de contenido. Podemos encontrar o comprar otras armas con dinero que encontraremos en el juego, por lo que es importante siempre revisar todas las habitaciones.

Además de la aventura principal, Splatter cuenta con modo arcade, misiones de supervivencia, y un formato multiplayer donde podemos hacer un deathmatch con otros sobrevivientes en forma local. Los controles y los gráficos son completamente configurables, algo que siempre se agradece.

El uso de fotos al estilo Max Payne no funciona tan bien como allí lo hacía, pero sin dudas el aspecto más amateur del juego son los menús con los que interactuamos, completamente faltos de inspiración. En lo demás, Splatter se defiende y no deja de ser una buena opción para esos días en que lo único que queremos es disparar a hordas de zombis incipientes como si no hubiera un mañana. [i]

DESARROLLADOR: Dreamworlds Development
DISTRIBUIDOR: Dreamworlds Development
GÉNERO: Shooter
PLATAFORMA: PC


CALIFICACIÓN
65%

QUÉ ONDA: Un top-down shooter como los clásicos de la era 16 bits, entretenido pero no mucho más que eso.
LO BUENO: Cumple dentro de su género, buenos efectos de sonido, variedad de armas.
LO MALO: Malas decisiones estéticas, menús feos y básicos.

Escribe un comentario