Reviews

Battlefield 2142

¿Quién no soñó alguna vez con subirse a un Mech y destruir todo lo que se encuentre a su paso, en medio de una batalla de proporciones catastróficas, capaz de definir el destino de la Tierra? Estén atentos y crucen los dedos, porque pronto ese sueño puede llegar a tornarse real. Si bien a nivel mundial Battlefield es uno de los juegos más elegidos a la hora de aniquilar muñecos en Internet o en lanes, nunca está de más refrescar el concepto de por qué este juego alcanzó el prestigio que hoy en día tiene (siempre y cuando no hablemos de las expansiones, jiji). La fórmula es sencilla: es posible contar, en una misma partida multiplayer, con la presencia de muchos jugadores (un máximo de 64), conflictos bélicos de por medio (Segunda Guerra, Vietnam, entre otros), vehículos de todo tipo, escenarios amplios, y objetivos claros (tomar ciertas posiciones o banderas) que requieren de un trabajo en equipo constante. Factores que en su conjunto dan lugar al gran “fenómeno” Battlefield. Para esta nueva entrega, la idea de juego será similar, aunque afortunadamente la gente de DICe nos traerá algunas sorpresas importantes bajo el brazo. Por empezar, ahora nos encontraremos en pleno año 2142, en medio de una glaciación que amenaza con acabar con lo poco que queda de lo que alguna vez creímos la gran raza más inteligente del planeta (bah, nosotros, la escoria humana). Por esta razón, las pocas naciones líderes en el planeta buscan desplazarse hacia las escasas zonas en donde aún es posible vivir y colectar combustible. Y como todas las miradas apuntan hacia los mismos lugares, es así como comienzan a desatarse enormes disputas bélicas por los territorios, que enfrentan por un lado a los pueblos Europeos y por otro a la coalición asiática. Claro que como estaremos en el año 2142, si habrá algo que no faltará será tecnología militar y armamentística. Por esta razón, contaremos con decenas de armas y vehículos futuristas para utilizar en ambas facciones, que irán desde actualizados tanques MK-1 Portal capaces incluso de volar (¿alguien dijo Transformers?), hasta poderosos lanza-misiles teledirigidos, sin olvidar a los letales Aircrafts que nos permitirán acechar unidades terrestres desde los cielos. Incluso podremos contar con la presencia de Mechs al mejor estilo Metal Gear, que serán de gran utilidad a la hora de mandarnos a lo rambo por los amplios y congelados escenarios del juego. También habrá armas del tipo EMP, diseñadas específicamente para inmovilizar a estos gigantes, así como potentes rifles de asalto, ametralladoras y hasta camuflajes que nos permitirán ser invisibles por algunos segundos. También se presentarán novedades en las modalidades de juego. Entre ellas, la más importante será la aparición de Titan, un nuevo modo que nos obligará a recorrer por aire el campo de batalla hasta llegar a la base de nuestro enemigo, para así abordarla y luego destruirla. Claro, todo esto mientras evitamos que el muy maldito acabe con la nuestra. Por el lado de las clases, estarán presentes las clásicas unidades de asalto, anti-tanque, reconocimiento y soporte, aunque con algunas leves modificaciones. Por ejemplo, ahora los ingenieros podrán instalar drones estáticos, que defenderán la base y atacarán al enemigo, mientras que los francotiradores o grupos especiales podrán alertar al resto del equipo acerca de enemigos u objetivos cercanos mediante unos objetos llamados tracking bugs. Por último, los muchachos de DICe prometen importantes mejoras en el aspecto gráfico. A juzgar por las imágenes que se encuentran disponibles en la red y por el video mostrado en la pasada E3, habrá que romper no uno, sino varios chanchitos para actualizar nuestros vejestores y así lograr mover el juego decentemente. ¿Nadie por ahí tiene una GeForce 7950 sin usar?

Escribe un comentario