portada

¡Los robots luchones están de vuelta!

Después de un muy buen comienzo, que muchos consideraban un refrito de Front Mission y resultó ser un cimbronazo para el mundo indie, estos loquillos de Harebrained Schemes nos traen su primer DLC: Flashpoint. Tiene todo lo que una expansión debería traer a su juego principal: Nuevos vehículos, nuevas armas, nuevos desafíos, más misiones y más modos.

Esta entrega nos permite la utilización de las legiones que nos quedaron post campaña para continuar en nuestra aventura a través del cosmos. Esta vez, como lo que siempre debimos ser: un escuadrón de élite errante, sin jefe ni obediencia debida. Mercenarios que se dedican a surcar el universo en busca de esos tan preciados créditos intergalácticos —en lugar de ser vasallos de una facción reinante— no sin antes dejar su huella moral a lo largo de sus viajes. Es una mejora notable el poder emprender una aventura con historia, decisiones e impactos que nos hacen sentir más involucrados con los sucesos, dándonos mucho más que un nuevo mecha o arma al final de cada victoria: un sentimiento de realización y propósito.

imagen

¿Qué hay de nuevo viejo?

La adición más notoria del título son tres nuevos mechas que complementan muy bien nuestro grupo. Para comenzar tenemos a Crab (cangrejo) que es un robot excelente para combate intenso, ya que no posee límite de munición y puede manejar el sobrecalentamiento de manera excepcional. Seguimos el desfile con Cyclops (cíclope) que es un muchacho de muy alta resistencia, al estilo tanque, aunque de muy bajo daño.

Y la cereza del postre, el broche de oro, el señor Hatchetman, nuestro robot gigante con un hacha mecánica por brazo que derrite todo lo que toca. Es excelente cumpliendo la función de “peleador” ya que tiene una muy buena resistencia… ¡y el mejor daño meleé de todo el fichín!. Así que señores, ¡a talar cabezas se ha dicho!

imagen2

Dificultad a la vieja usanza.

Los Flashpoints —pequeñas cadenas de misiones con su propia historia y personajes— implican embarcarse en una serie de complejos desafíos entre los cuales no se pueden reparar las unidades ni curar a los pilotos. Esto sin lugar a duda incrementa el nivel de dificultad ya que al realizar cada movimiento en las campañas debemos no sólo tener en cuenta nuestro objetivo actual, sino también que aún nos quedan varias misiones por completar. Nos conduce a un tipo de juego aún más táctico, estratégico y sobre todo tensional.

Más de una vez nos encontramos teniendo que reiniciar todo un Flashpoint por malas decisiones tomadas al principio, así que no se aflijan si les toca empezar de nuevo. Es mejor tener una buena racha de movimientos al inicio para asegurarnos llegar bien al final.

imagen3

Algo interesante a destacar es lo que hicieron con el modo Career —que el fichín original trae a partir de uno de los últimos parches— y que es mejorado por el presente DLC, Flashpoint. Lo que antes era una larga cadena de misiones sin sentido, el modo hoy tiene pequeñas historias y personajes que conocer, lo que nos da un motivo más para revisitarlo.

En resumidas cuentas, esta es una expansión que cumple su deber como tal: juego extendido, nuevos modos, nuevos personajes, armas e historia. No es indispensable para aquellos que recién compran el juego ya que todo el contenido agregado es para estirar la campaña y las misiones ya existentes. Sin embargo, si buscan seguir jugando al finalizarlo, o si necesitaban una buena razón para volver al fichín, Flashpoint les da sobrada excusa. [i]

DESARROLLADO POR: Harebrained Schemes
DISTRIBUIDO POR: Paradox Interactive
GÉNERO: Estrategia
PLATAFORMAS: Windows

CALIFICACIÓN

68%

QUÉ ONDA: Más BattleTech para todos y todas. ¡Fórmula mejorada!
LO BUENO: Un paso en la dirección correcta. Nuevos mechas, nuevas misiones, nuevos desafíos.
LO MALO: Esta entrega está diseñada sólo para quienes finalizaron el título original.

Este análisis fue realizado a través de un código de PC provisto por sus desarrolladores.

Bruno RizzutiBruno Rizzuti, alias Rasgarroth, si bien es difícil reconocerlo a simple vista, ya que habitualmente anda disfrazado de trabajador responsable en el ambiente corporativo, no dejes que las apariencias te engañen: juega más horas de las que trabaja...o duerme...o come...o vive. Apasionado total del mundo del gaming y el hardware desde su más tierna infancia, es el perfecto ejemplo de que se pueden cumplir los sueños del niño interior: 40 horas semanales de videojuegos y envejecer sin madurar.

blog comments powered by Disqus

Más chismes

  • 1
  • 2

Software gratuito para PC gamers – Convertidor de vídeos

irrompiblesDigital

[IRROMPIBLES] DIGITAL

Todos los números de la revista en formato electrónico. Suscribite.

Spanish English French Italian Japanese Portuguese