Sin categoría

[LOS OTROS] The Cat Lady


Los gatos tienen siete vidas.
 

Bienvenidos a “Los Otros”, columna dedicada a reivindicar a aquellas joyas perdidas del horror y lo bizarro, que por ser viejas o anómalas, probablemente te hayan pasado desapercibidas.

La aventura gráfica es el género Cuentacuentos por excelencia dentro del mundo de los videojuegos. Si bien muchos creen que está casi muerta, limitándose así a recordar sus años dorados, donde LucasArts y Sierra trajeron un sinfín de carcajadas y horas de diversión por igual; otros nos animamos a seguir incursionando, y de vez en cuando terminamos topándonos con una sorpresa. Una joya del underground.

The Cat Lady calza perfecto dentro de este grupo. Aunque debo confesar que mi encuentro con este fichin no fue tan fortuito ya que ya estaba familiarizada con el trabajo de su creador, Remigiusz Michalski (¡Lindo nombre!), por haber jugado Downfall, su primera aventura también dentro de la línea del horror.

Ahora a lo importante ¿De qué va este título? Se trata de una aventura no muy tradicional pero tampoco estrafalaria, que hace hincapié en lo narrativo por sobre todas las cosas. ¡Pero ojo! A diferencia de la “cruzada” de Telltale, que busca que el juego sea un medio narrativo sólido apostando por una jugabilidad simplista, The Cat Lady no deja de lado los puzzles, la lógica y el tradicional inventario sin fondo. Curiosamente dentro del control, reemplaza en su totalidad al mouse por el teclado, presentando así un esquema de desplazamiento “plataformero”. Las interacciones se realizan también con el teclado, lo cual puede ser un tanto extraño al comienzo, pero no es nada a lo que uno no se acostumbre.

En lo que respecta a su punto más fuerte, lo argumental, nos ponen en los zapatos de Susan Ashworth, conocida en su vecindario como “The Cat Lady”. Cuarentona y de aspecto descuidado, su personalidad es todo un misterio para el vecindario. Víctima de una vida solitaria y gris, termina por quitarse la vida. ¡No micos! No jugamos todo la aventura con un vieja zombie. El suicidio de Susan es el punto de partida para una historia muy original y surrealista como pocas veces vas a experimentar en un videojuego. El tipo de horror con el que coquetea este juego es más similar a lo visto en Silent Hill 2 o I Have No Mouth and I Must Scream. En otras palabras, se trata de un horror “más humano” que se ve en bastante cine y literatura, pero que a veces los videojuegos dejan de lado; un horror que plantea también varios dilemas existenciales del ser y otros emocionales y psicológicos.

Su historia de corte adulto probablemente sorprenda, pero creo que lo más llamativo es que está desarrollado con Adventure Game Studio, una herramienta totalmente gratuita diseñada especialmente para la creación de aventuras graficas con look retro. Sumado a eso, se trata de una obra de autor, ya que el único responsable del desarrollo y diseño es el citado Michalski. Esto lo hace una obra muy personal en todo aspecto, pero especialmente en lo visual. Al igual que su trabajo anterior, The Cat Lady nos deleita con fondos y personajes que parecen pintados a mano. Todo el aspecto visual del fichin descubre una belleza extraña, entre lo apreciable y lo grotesco, jugando muchísimo con el conocido Uncanny Valley.

Podríamos charlar por horas sobre esta aventura, pero para no arruinar la experiencia, solo sintetice lo más llamativo. Si querés jugarlo, podes conseguirlo en distintas tiendas, incluyendo a Steam (gracias al apoyo de los fans que lo votaron en Greenlight). Su precio es más que correcto ya que cuenta con unas envidiables 10 horas de duración que te mantendrán expectante hasta el final. Además, desde hace unos meses cuenta con una traducción al español oficial que llegó tarde pero seguro (y que casualmente fue realizada por uno de mis mejores amigos). Así que ya saben, cuando les pique ese momento en el que se quiere jugar para vivir una historia inolvidable, acuérdense de Luna y denle una oportunidad a The Cat Lady. No se van a arrepentir. [i]

Escribe un comentario