¿Qué pasaría si diseñaran un juego contemplando las “malas artes” a las que recurrimos cuando jugamos party games? ¿Es Move or die la herramienta definitiva para arruinar amistades?

Parece que Codemasters nos quiere marear con la serie DiRT (ex Colin McRae), no solo arriba de los autos, sino también abajo. Después de DiRT 3 (2011), vino DiRT Rally (2015), a continuación, DiRT 4 (2017) y ahora…

Tuvimos que esperar 10 años para que Flower esparciera su delicado aroma en nuestra biblioteca de PC, atestada de guerreros en paños menores y bólidos con tapizados percudidos y malolientes.

Page 1 of 3
1 2 3